Me han nacionalizado

Bueno a mí no, sino, al caja-banco al que entrego en depósito mis cuartos… pocos… pero míos, o eso es al menos lo que creo. El proyecto, elogiado hasta la náusea en algún que otro medio gallego, y con el incondicional apoyo de la Xunta de Galicia no logró reunir las inversiones necesarias para arreglar el desbarajuste y es por ello que ahora tengo que ser yo, tu, el, nosotros, vosotros… ellos no, los que paguemos la irresponsabilidad de estos linces de las finanzas. Pero no hay problema, con unos cuantos miles de millones de NUESTROS EUROS les van a solucionar momentáneamente la papeleta para, en su momento, prácticamente regalar el caja-banco a los depredadores dominantes del cotarro. Mientras tanto “sus jodéis” todos y todas yo incluido ¡Por cierto!, ya hace no sé cuántos meses que el especialista en el ramo me sodomizó con uno o dos dedos… no lo sé muy bien por la tensión del momento y que hicieron la analítica solicitada por el urólogo para saber cómo tenía la cosa de la próstata… meses y meses y  todavía no me llamaron para saber si tengo algo grave en la glándula que digitalizaron… Es que como no hay listas de espera.  Perdón, ya estoy yo mezclando churras con merinas, o no; y resulta que lo del banco-caja y lo de la glándula prostática es lo mismo… en ambas te dan por el culo.

Por Fermín Goiriz Díaz

Insultos gratuitos

No tenía intención de escribir otra vez más, señor Mas, sobre el vicio que tienen algunos de andar tocando las pelotas a base de tópicos sobre los de aquí o acullá. Pero su intervención en el Parlament con respecto al asunto de la inmersión lingüística en catalán que, por cierto, yo apoyo… me obliga a abandonar mi acogedora placenta de ladrillo y hormigón armado y dedicarle unas líneas en esto.
Don Artur por qué no remató usted su intervención cuando recalcó que los estudiantes catalanes eran los que mejores(*) (o de los que mejores) notas obtienen de todo el Estado en lengua castellana. Qué necesidad vital le impulsó a hacer otras consideraciones de tipo peyorativo hacia otros pueblos de España. ¿Ha sido abducido o es cosa de la crisis económica que le tiene absorto reduciendo personal sanitario…?, a no ser que todo sea una estrategia para desviar la atención por unos días precisamente de su política de derechas, lógica, por otra parte, siendo un partido de derechas bajo marchamo nacionalista.

No sé lo qué será, pero no me caliente o me obligará a publicar a toda página que es un imbécil y que su compañera del metal exige traducción simultánea cuando tienen encuentros amorosos… aunque sea mentira, sólo por fastidiar un poco.

(*)Fácil de comprobar por quién quiera

Por Fermín Goiriz Díaz